¿Te gusta este post? ¡Compartelo!

Nacho Abad. Nos comenta en larazon.es con fecha de domingo, 19 Octubre 2014,como transcurre la vida del parricida de Ubrique,en la prisión Puerto II de Cádiz.En este sentido comenta que:
  • No es muy comunicativo, pero en los casi quince días que lleva en la prisión Puerto II de Cádiz Juan Márquez ya ha confesado que más allá de los muros le espera su amor: Fatima, una chica de 24 años, treinta más joven que él. 
En este sentido prosigue relatando que:
  • Elogia su belleza y confiesa, entre susurros, que ella le ha devuelto a la vida.
Fuentes penitenciarias dicen que:
  • «Está enamorado como un cachorrillo». 
Y añade:
  • Sin embargo, cuando se le menciona a sus hijos la mirada se le oscurece y se encierra en un profundo silencio. 
En este sentido, nos relata como fue la detención de Juan Márquez:
  • La Guardia Civil lo detuvo pocas horas después del doble crimen. 
  • El agente que lo localizó lo identificó inmediatamente: «Lo vi sentado, descansando. Tenía una herida en la pierna y se había hecho un torniquete. Di la alarma a mis compañeros y lo detuvimos. Mientras lo hacíamos, no paraba de repetir: “Pegadme un tiro, pegadme un tiro. Mis hijos me tenían harto”». 
Una vez que los médicos limpiaron y cosieron las heridas fue interrogado. Cuando le preguntaron qué había ocurrido:
  • comenzó a hablar sin parar, sin complejos, colocándose él como la víctima de la incomprensión de su hija y buscando con su verborrea la complicidad de los agentes que lo escuchaban.
Comienza a relatar Juan ante la Guardia Civil, una declaración a la que ha tenido acceso LA RAZÓN.
  • «Tengo una nueva pareja, Fatima. Discutía mucho con mi hija por ella. Laura era insoportable y mi hijo últimamente se estaba volviendo como ella».
  •   «La noche del crimen Laura llegó a casa a las once de la noche. Nos pusimos a discutir en cuanto cerró la puerta. Luego nos fuimos a dormir.
  •  Me levanté sobre las cinco de la mañana. No podía conciliar el sueño. Cogí un cuchillo. Lo usaba para la matanza de los cerdos.
  •  No aguantaba más la actitud chulesca de mi hija. Fui a su habitación y le clavé el cuchillo.
  • Comenzamos a luchar y forcejeando salimos al pasillo. Mi hijo apareció de repente. Supongo que le alarmó el ruido. Le apuñalé sin querer. Fue un accidente. A él no lo quería matar, no tenía nada contra él.
  •  Yo también me lesioné en la pierna». 
Nacho Abad, continua con este escalofriante relato, que al que lo lee no deja de ponerles los vellos de punta y a la vez no puedes contener esa lagrima que se te escapa,y prosigue:

A pesar de estar malherida, Laura consiguió abrir la puerta de casa y salir a pedir ayuda. Juan la persiguió. Quería asegurarse de que acababa con su vida. 
  • «Salí de la casa y, junto al portón del vecino, le di una última puñalada». Después cerró la puerta de su casa con llave y huyó. «Crucé el río y fui callejeando hasta los depósitos de agua. 
  • Casi no podía andar, iba mareado. Me bajé los pantalones. Sangraba mucho. Me hice un torniquete para evitar desangrarme. Pensé en suicidarme, quería quitarme la vida. Vi a guardias civiles por allí, supuse que me estaban buscando. Intenté llamarlos pero no tenía fuerza para gritar, ya que no me salía la voz». 
En este sentido, ha destacado que:
  • De sus palabras se desprende un infinito odio a su hija. Hasta el punto de reconocer que quiso matarla y lo hizo, porque se oponía a su nueva relación con Fatia.
Con la confesión en la mano, los investigadores trasladaron al detenido ante el juez instructor. No fue fácil. Un centenar de ciudadanos se arremolinaban alterados a las puertas del cuartel de Ubrique y con ganas de tomarse la justicia por su mano. Lo recibieron al grito de «asesino» y alguno incluso golpeó con ira el coche en el que lo trasladaban. Quizá fue consciente del reproche social o, a lo mejor, se dio cuenta de que su confesión lo iba a tener años alejado de Fatia, lo cierto es que, ante su señoría, Juan se desdijo.
  •  «Quiero rectificar. Yo nunca quise matar a mis hijos. Eso no lo reconozco», aseveró con rotundidad. 
  • «Es verdad que me levanté, cogí un cuchillo y me fui al cuarto de mi hija, pero yo sólo quería hablar con ella, asustarla, porque me tenía amargada la vida. 
  • No soy consciente de haber apuñalado a mis hijos. Como el cuarto estaba tan oscuro, pudo ocurrir algo». 
Su declaración está trufada de contradicciones e incongruencias. Juan miente pero, de memoria escasa para la fabulación, la verdad se escapa por las rendijas de su torpeza: 
  • «Abrí con el pomo y mi hija se despertó. Se levantó de la cama y forcejeando le clavé el cuchillo», acabó reconociendo.
Finalmente Nacho Abad,termina narrando las circunstancias anteriores al desgraciado suceso,del que tardaremos muchas décadas los ubriqueños en olvidar.

Desatendió a su mujer.

Laura y Juan Pablo quedaron huérfanos hace poco más de un año. Mientras su madre estuvo ingresada en el hospital, su marido se desentendió de ella. Así lo explicó José, primo de las víctimas y portavoz de la familia, en «Espejo Público»: «Una persona que no es capaz de estar tres noches con su mujer en el hospital, después de que la hayan operado a vida o muerte de un cáncer de estómago, y que deja a su hijo, menor de edad, durmiendo allí para cuidarla, dice muy poco de su nivel emocional y de su empatía».

No existió el luto. 

Juan se enamoró pronto de una muchacha de origen marroquí treinta años más joven que él y con antecedes policiales, entre ellos, abandono de familia y malos tratos psíquicos y degradantes. 

Tan centrado estaba en ella que Juan se olvidó de atender a su hijo. 

«Laura, que estaba estudiando en Sevilla, tuvo que dejarlo todo y volver a Ubrique a cuidar de su hermano cuando se enteró de que su padre lo tenía abandonado», explicó el portavoz. Allí se encontró a una desconocida que había tomado posesión de la casa. Antes de preguntarle quién era, Laura recorrió el salón con la mirada y echo en falta las fotos y las cosas de su madre. Cuando la joven, que casi tenía su edad, le explicó con gran desparpajo que era la nueva novia de su padre, Laura la echó de allí.

Fuente:larazon.es
Autor:Nacho Abad.
La imagene es propiedad de:larazon.es

El cerebro de un joven puede recuperarse sin daños de "una" borrachera, pero cuando padece "atracones" de alcohol todos los fines de semana en los "botellones" pierde "de forma permanente" la capacidad de aprender y memorizar, y se produce un "retraso irreversible en la zona de conocimiento".

"Ya se está viendo a muy buenos estudiantes que fracasan en la universidad, porque no pueden aprender, no entienden lo que leen ni captan lo que les dicen", ha advertido la jefa del laboratorio de Patología Celular del Centro de Investigación Príncipe Felipe de Valencia, Consuelo Guerri.

Guerri ha participado en Bilbao en el simposio anual sobre drogodependencias, que este año se dedica al consumo de alcohol entre adolescentes y jóvenes, organizado por el Instituto Deusto de Drogodependencias.

En desarrollo hasta los 21 años

Tras recordar que el cerebro está en desarrollo hasta los 21 años y en referencia siempre a adolescentes mayores de 18 años, Guerri ha comentado, en declaraciones a los medios de comunicación, que "si quieren tener la máxima capacidad intelectual, es mejor que no se emborrachen y menos todos los fines de semana y con el estómago vacío, porque 'a palo seco' el alcohol se absorbe más".

Ha defendido que:
  •  los adolescentes tienen que estar informados de dónde está el riesgo y después "son libres de elegir lo que quieren hacer con su vida".
Ha matizado, sin embargo, que:
  •  "tampoco hay que asustar, porque no pasa nada por emborracharse una vez, el problema es cuando repites todas las semanas" y ha aconsejado que el momento de parar de beber es cuando empiezan los mareos porque significa que el nivel de alcohol en sangre "ya es muy alto".
Esta especialista ha recordado que 
  • "siempre" se ha bebido alcohol y que los adultos también consumen, pero ahora ha cambiado el "patrón" de consumo, que se practica en forma de "atracón" los fines de semana y sin ingerir comida.
Ha dicho en referencia al consumo abusivo:
  • "En dos horas se machaca al cerebro y cuando ese cerebro se está recuperando, llega otra vez el fin de semana y lo vuelves a machacar".
Ha añadido que resulta:
  •  "mucho más peligroso consumir la misma cantidad de alcohol en pocas horas, que distribuido en varios días, porque no se llega a picos tan altos de alcohol en sangre".
Ha resaltado que la adolescencia es un período:
  • "muy crítico" para los consumos de alcohol y otras drogas, porque el hecho de que el cerebro aún esté en desarrollo hace que sean unos "inconscientes, que no vean los peligros y que les guste el riesgo".
Ha advertido que:
  • Cuanto antes se inicie el consumo, la zona cerebral que rige los estímulos "se hipersensibiliza" y aumenta el riesgo de tener problemas con el alcohol en la etapa madura, 
Problemas futuros

Guerri ha citado estudios que establecen que si se empieza a beber con 21 años existe un riesgo del cinco por ciento de tener problemas en la edad adulta, y se empieza con doce, el riesgo se incrementa hasta el 20 por ciento.

También ha participado en el simposio Gabriel Rubio, neuropsiquiatra del hospital universitario 12 de Octubre, quien se ha referido a un estudio, según el cual los adolescentes que han sufrido malos tratos tienes más riesgo de consumo abusivo de drogas.

Ha aclarado que, en dicha investigación, se ha considerado malos tratos tanto los abusos sexuales y físicos, como "la sensación" de algunos jóvenes de que "no están suficientemente atendidos por sus padres".

Esta situación "es frecuente cuando el padre y la madre trabajan y están fuera todo el día", ha dicho.

Google+ Followers

"El peor analfabeto es el analfabeto político. No oye, no habla, no participa de los acontecimientos políticos.

No sabe que el costo de la vida, el precio de los garbanzos, del pan, de la harina, del vestido, del zapato y de los remedios, dependen de decisiones políticas.

El analfabeto político es tan burro que se enorgullece y ensancha el pecho diciendo que odia la política.

No sabe que de su ignorancia política nace la prostituta, el menor abandonado y el peor de todos los bandidos que es el político corrupto, mequetrefe y lacayo de las empresas nacionales y multinacionales". Bertolt Brecht


"En épocas de mentiras, contar la verdad es un acto revolucionario." George Orwell

"Aunque la verdad esté en minoría, sigue siendo la verdad".Mahatma Gandhi

"El que desconoce la verdad es un ignorante, pero el que la conoce y la niega es un criminal". Bertolt Brecht

Campaña Contra La Violencia De Género.INFORMACIÓN HAZ CLIC EN LA IMAGEN

para firmar,Pincha en la imagen .

INFORMACIÓN HAZ CLIC EN LA IMAGEN

¡NO TE CALLES, PIDE AYUDA!

¡NO TE CALLES, PIDE AYUDA!
“ Si el alumno no puede aprender por el camino en el que se enseña, el docente debe buscar el camino por el que el alumno aprende ”

TASA PARO:13 DE DICIEMBRE DEL 2017

ESPAÑA:--------------3.731.700------------------------16,38%
ANDALUCIA:----------1,005.600 -----------------------25,41%
CÁDIZ:--------------------159.500------------------------27,61%
UBRIQUE:---------
----------2.569--------------------------37.00%

EL RANKING DE LAS 10 NOTICIAS MAS LEÍDAS EN ESTA SEMANA

LEA ESTO, ES IMPORTANTE PARA USTED

Desde este Blogs, quiero dar acogida a aquellas noticias que no tienen el suficiente eco o que escapan a los medios de comunicación, quiero que este espacio, sea libre, independiente y sin censura, sin que políticos o grandes empresas veten o me digan lo que tengo que publicar y cómo, pero también pueden ser oídos en este espacio’. Sí quieres que tu noticia tenga eco en este blog, me la puedes mandar a: ero1256@gmail.com

AVISO

Ud. tiene derecho a solicitarme que retire su imagen de este blog,con el fin de preservar su intimidad,en caso de aparecer en algunas de las entradas.(Solicítelo al correo ero1256@gmail.com)

Seguir por correo electrónico

Google+ Badge


Editor:Esteban Ruiz Ortega
Colaboradores:Pueden colaborar con este blog,todo/as cuanto/as me quieran enviar comunicados, avisos y cualquier dato que crean de interes para los lectores. Al correo: ero1256@gmail.com